La Guajira

El Departamento de La Guajira se ubica en la parte más septentrional de Sudamérica y en el extremo noroeste del país. Su relieve se caracteriza por tierras planas y algunas serranías de poca elevación en el noroeste y una parte montañosa compuesta por la Sierra Nevada de Santa Marta y las estribaciones de la Cordillera Oriental desde la Serranía del Perijá hasta los Montes de Oca.

Esta área geográfica costera y fronteriza, posibilita el comercio con los diferentes países de Centroamérica, Las Antillas, Estados Unidos y Europa.

Por la posición estratégica que ocupa, se facilita la explotación de recursos mineros y energéticos como el gas y el carbón, beneficiada por sus ventajas comparativas tales como abundancia de recursos naturales, mano de obra barata, puerto privado en la Bahía de Portete y localización estratégica que atrae nuevos capitales y empresas que facilitan el comercio con países de las Antillas, Panamá, EE.UU., etc.

WAYUU

Habitan en la parte media y alta del Departamento de La Guajira, en tierras semidesérticas. En Venezuela viven 168.727 Wayúu. La población estimada para Colombia es de 149.827 personas, constituyéndose en la étnia con el mayor número de población del país (cerca del 19%). Su lengua, el wayuunaiki, pertenece a la familia linguística Arawak.

CULTURA GUAJIRA

La Guajiridad: Es un término utilizado para referirse a los factores más relevantes que conforman la identidad guajira, representados en todas las zonas que integran la región: Alta, Media y Baja Guajira. El fundamento de la Guajiridad es la diversidad cultural, con una fuerte presencia de la cultura Wayúu; no obstante se identifican otros elementos del hombre y la mujer guajira, que se resumen de la siguiente manera:

1. La pluriculturalidad y diversidad cultural, representada en cuatro etnias indígenas, los criollos, las comunidades negras y una corriente migratoria nacional e internacional, los grupos de población negra y la comunidad árabe con un asentamiento fuerte en Maicao.

2. El Almirante José Prudencio Padilla y Luis A. Robles (El Negro Robles): héroes regionales por antonomasia.

3. La Cultura Wayuú: La mujer, las artesanías, la yonna (danza típica de la comunidad más conocida con el nombre de Chichamaya), el chivo y la chicha.

4. La música Vallenata: La leyenda de Francisco el Hombre, la historia, los compositores e intérpretes.

5. Los ritos mortuorios que en su diversidad para los grupos indígenas y la sociedad criolla, se mantienen estrictamente en cada uno de los pasos acostumbrados.

6. La motivación y gusto hacia las fiestas, reflejadas en fiestas religiosas, festivales, carnavales y parrandas de gran duración.

7. La preponderancia de la familia extensa, como la unidad que implica fuertes lazos de solidaridad y reciprocidad entre sus miembros.

8. La solidaridad hacia el vecindario social con connotaciones de familiaridad.

9. El respeto por el compadrazgo creando redes de complicidad, solidaridad y respeto.

10. La variada gastronomía, con un elemento muy representativo: El chivo, y otros como la iguana y el arroz de camarón.

11. El Comercio (de contrabando), la sal marina, el carbón mineral y el gas natural, como los elementos de la economía.

12. El gusto por el juego, reflejado en la pelea de gallos, como una costumbre compartida con el Caribe, y los juegos de mesa con una preponderancia del dominó entre los hombres y la lotería cantada entre las mujeres.

13. La variada conformación geográfica, reflejada en la existencia de todos los pisos térmicos, montañas, desierto y mar.

14. El Cabo de la Vela, el río Ranchería y el río Cesar como los elementos geográficos más representativos, puntos ceremoniales y turísticos de encuentro.

15. El cardón (cactus), el Trupillo y el Dividivi como especies más representativos de la flora y la región.

16. Los flamingos rosados y sus tres grandes asentamientos.

Disfruta del mejor festival

Nuestra tradición con nuevos aires